La Politécnica alarga la vida de las baterías para paneles solares

El joven Juan Gabriel Faxas diseña un mecanismo que abarata las instalaciones fotovoltaicas aisladas y asegura la conexión a neveras y otros equipos



Un investigador de la Universidad Politécnica de Cartagena (UPCT) ha desarrollado un sistema para alargar la vida de las baterías de las instalaciones fotovoltaicas aisladas, lo que abarata esas infraestructuras y asegura la conexión eléctrica de los equipos esenciales a los que suministran energía.


La investigación está incluida en la tesis doctoral del investigador Juan Gabriel Faxas, de 29 años. Ha logrado generar nuevos algoritmos que alargan la duración de las baterías de ese tipo de instalaciones hasta un 10%. Para ello, usa mecanismos de control de cargas prioritarias.


La duración de las baterías es actualmente el punto débil de las estaciones fotovoltaicas aisladas, ya que duran entre dos y cuatro años y suponen en torno al 40% del coste total de esas instalaciones.


Países en vías de desarrollo


Para alargar ese tiempo de duración, el investigador de la Politécnica ha asignado algoritmos de prioridades en las cargas que dependen de la instalación fotovoltaica. Así se consigue además garantizar el suministro energético a equipos esenciales conectados a esa instalación; por ejemplo, a neveras para vacunas en clínicas rurales de países en vías de desarrollo.


La tesis, dirigida por Antonio Urbina Yeregui (también coordinador del Programa de Doctorado en Energías Renovables y Eficiencia Energética de la UPCT), recoge datos de un sistema experimental de 4,2 kilovatios de silicio cristalino con el que se ilumina el animalario de la Universidad de Murcia. Los resultados del estudio se pueden aplicar a cualquier instalación aislada, con independencia de las condiciones climatológicas y de irradiancia, así como a cualquier perfil de cargas.

Escribir comentario

Comentarios: 0